Bacalao con caracoles de tierra, en Jaca, Huesca


En la cocina y en la gastronomía hay maridajes curioso y maravillosos. Por ejemplo en este caso y sacado de un plato de Jaca en Huesca podemos ver un bacalao guisado en tomate y pimiento rojo con caracoles de tierra. Sabroso y perfecto si además se acompaña de un sofrito y salsa algo picante. 

Los caracoles encajan muy bien en paellas, en guisos de carne, ellos solos hechos a las brasas o encima de una teja, picantes mucho o poco, con chorizo o con jamón. Pero también como en este caso buscando la suavidad y el sabor propio del bacalao.

Hay que advertir que los caracoles necesitan un tiempo de cocción muy distinto al del bacalao, así que antes hay que cocer los caracoles, junto al final con su propia salsa de tomate, pimiento, cebolla, ajo y un poco de pimiento, y en los  3 a 10 minutos finales (según gustos del cocinero, yo prefiero solo 3 minutos) añadir el bacalao desalado. De esta manera además de que cada elemento está en su punto de cocción, mantienen su propio sabor con el añadido de la salsa. 

No hay comentarios: