Pizzetas caseras de lo más sencillo

Nada hay mas sencillo que estas pizzetas o pizzas pequeñas, simples rebanadas de pan tierno y tostado que convertimos en pizzas a nuestro gusto para un plato de cena o para unos aperitivos. Simplemente corta en diagonal unos trozos de pan de la barra, mejor todavía si es pan de hogaza y han salido unos trozos amplios y finos.

Los ponemos en una bandeja para horno y ls ponemos por encima un ligero toque de tomate frito o unos trozos de tomate natural cortado en dados una vez que lo hayamos pelado (tras escaldar o simplemente con un pelador) y ponemos por encima queso de fundir, mejor si es de una clase de calidad.

Se mete al horno fuerte unos 10 minutos y tras fundirse y empezar a tostarse ligeramente el pan se le añade unas gotas de aceite de oliva virgen extra con unos golpes de pimienta, de orégano o incluso de semillas. Y se toman calientes con un buen vino o una cerveza.

Si quieres algunos cambios permite todos los que te puedas imaginar. Desde jamón dulce, jamón serrano, sobrasada, salmón ahumado, beicon, pescado desmigado, bacalao por ejemplo, etc. Simple y rápido, y sobre todo fácil.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...