Bombones de Frutas o Besos de Frutas. No mas ramos de flores cortadas


Hay pecados que son maravillosos, como sueños de una noche de invierno, como pétalos de frutas que te mueven los sentidos. Me regalaron esta caja unos amigos —no la casa que los crea y comercializa; qué más quisiera yo pero no—. Y son un lujo probarlos lentamente.

Son fresas muy bien elegidas, trozos de plátano y de piña natural, todos ellos pasados o envueltos por un chocolate que a la hora de probar convierte en crujientes a las frutas y que siendo de calidad tampoco permite asegurar si es de gran calidad pues de lo que se recuerda uno es de esa mezcla perfecta de la fruta en su punto… junto al crujiente del chocolate. Por cierto entran por los ojos y con eso ya te tienen ganado.

Hay que conservarlos en frigorífico, pero hay que tomarlas a temperatura ambiente. Un postre del que dicen está hecho con chocolate de Venezuela, que es perfecto para reglar en cumpleaños y en días "especiales" y sin duda es un ejemplo maravilloso de que las clásicas flores cortadas y muertas tienen recambios que se aprovechan más.

Bombones de frutas que como regalo a los sentidos, encajan maravillosamente en cualquier tertulia con una copa o un simple vino dulce.


No hay comentarios: