11.12.14

Lentejas guisadas, con zanahoria y tocino ahumado

-->
La legumbre es esa gran compañía en la alimentación del hambre, pero también de la buena alimentación que busca la salud y cada vez más lo natural. Entre las legumbres, la más usada en algunas zonas es la lenteja en sus muy numerosas variedades de diferente tamaño y sabor. Y también la considerada equivocadamente la legumbre más pobre.

En España lo normal es poner la lenteja en potaje, guisada con distintas variables. Pero en Francia se da mucho la lenteja como acompañante de sopas, como elemento importante dentro de platos caldosos, cremas o marmitas, potajes suaves y líquidos con añadidos de zanahoria, guisantes, algo de carne, tomate, cebolla, ajo y algunos toques de especias naturales. Y también en ensaladas, algo que no es tan conocido en otros países.

En los guisos de lentejas las carnes suelen ser de cerdo aunque el pollo, el pavo y el pato le encajan muy bien. Pero sobre todo las carnes algo ahumadas, con sabor a cocina de campo, con aromas de hogar.

Este sobre de sopa de la marca Knorr (para personas con poco tiempo o poco arte en la cocina) nos plantea precisamente todo esto. Unas lentejas guisadas pero muy claras (casi sopa espesa), con zanahoria y tocino ahumado. Y en siete minutos listas. Admite muy bien un toque de aceite de oliva y un puñadito de guisantes congelados o de conserva, para darle más grosor al guiso, pues si no realmente sale muy “sopa” para el gusto español.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...